Es el momento de decidirse, de ser coherentes con nuestras vidas, comprometidos con nuestras ideas, de darle lo mejor a nuestros hijos.

Venir a misa no es una opción, es una obligación, una necesidad del alma. Si usted se preocupa del colesterol, la tensión, de cuidar su cuerpo ¿ por qué no se ocupa de cuidar su alma inmortal ?

El próximo miércoles 4 de octubre a las 17:30 horas darán comienzo las catequesis de "Despertar".

Venir a misa siempre es un "negocio" muy beneficioso para el cristiano, pero ¿ sabemos para qué venimos a misa ?